Italiano - English - Português - Español

Grosellero negro

Ribes nigrum L.

Compartir en:

Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+
Grosellero negro
Parte utilizada

Hoja desecada. También se emplean los frutos y el aceite obtenido de sus semillas.

Indicación

La Agencia Europea del Medicamento (EMA) aprueba el uso tradicional de las hojas para el alivio de dolores articulares leves y para aumentar la eliminación de orina en caso de afecciones urinarias leves.
La ESCOP especifica además su uso como coadyuvante en el tratamiento de afecciones reumatológicas.

El fruto se usa para la fragilidad capilar, varices, hemorroides, flebitis, retinitis pigmentaria, miopía progresiva y arteriosclerosis. Los frutos del grosellero negro se emplean además en alimentación y en la preparación del licor de cassis.

También puede utilizarse en aceite, en caso de colesterol alto, para la prevención de la aterosclerosis, síndrome premenstrual y en la menopausia.

Propiedades

A las hojas tradicionalmente se les atribuye un efecto antiinflamatorio y diurético. La actividad antiinflamatoria se debe a los flavonoides y sobre todo a las proantocianidinas que contienen.

El fruto se emplea por su efecto vasoprotector. Los brotes se utilizan como diuréticos y antisépticos, actividades debidas principalmente a su contenido en aceite esencial.
Tanto los frutos como las hojas y los brotes presentan una elevada actividad antioxidante.