Área farmacéuticos
Italiano - English - Português - Español

NOVEDADES
DE LA NATURALEZA

  • Cómo dormir en verano sin aire acondicionado

    Cómo dormir en verano sin aire acondicionado

    Los expertos en sueño recomiendan que la temperatura del dormitorio no pase de los 22ºC por la noche, algo que en verano parece casi imposible en muchas localidades, a no ser que se use aire acondicionado.

    Pero ¿qué alternativas hay para luchar contra el calor sin hacer uso de este aparato?

    • Airear la casa por la mañana. Para que el hogar se mantenga fresco a la hora de dormir es necesario realizar el ritual correcto durante todo el día. Así, hay que airear la casa muy temprano por la mañana, antes de que comience a dar el sol. Luego, se cerrarán todas las ventanas y persianas para que las estancias estén casi en penumbra y no haya posibilidad de acumular calor. Solo a la caída de la tarde se abrirán de nuevo cuando bajen las temperaturas.
    • Usar tejidos naturales. Los tejidos naturales como el algodón dejan transpirar mucho mejor, en comparación con los sintéticos. Por eso, las sábanas deben ser de este material. Igualmente el pijama ha de elegirse de algodón, y si la temperatura es demasiado alta, hay que plantearse dormir sin él. Por cierto, para evitar el calor, también es mejor dormir en solitario.
    • Cenar de forma ligera. La digestión aumenta el calor corporal, por lo que en el periodo estival hay que cenar al menos dos horas antes de irse a la cama y procurando que los alimentos sean ligeros.
    • Fuera luces y aparatos eléctricos. Las luces y los aparatos eléctricos emanan calor, razón por la cual es mejor mantenerlos apagados en noches de calor.
    • Ducha templada. Darse una ducha para librarse del calor es una estrategia irresistible, pero hay que cuidar de que la temperatura del agua sea la adecuada. Así, el agua caliente está desaconsejada, no solo porque dará más calor, sino también porque el vapor de agua elevará la temperatura de la habitación. Y el agua fría también porque el cuerpo intentará compensar el frío aumentando su temperatura. Así, pues, el agua debe estar templada.
    • Dormir en una habitación baja y a ras de suelo. El aire caliente tiende a subir, por eso, siempre que se pueda conviene dormir en estancias de la planta baja. Además, es muy útil poner el colchón a ras de suelo (y eliminar todas las alfombras, pues retienen calor) y sacar los pies por fuera del colchón para que se enfríen (esa sensación te hará sentir más confortable).
    • Usar el ventilador con trucos. Si usas el ventilador en la habitación, pon un cuenco con hielos y sal en dirección a las aspas. Es un truco que hará que el espacio se enfríe antes.
    • Enfría la cama. La cama se puede enfriar utilizando algunas petacas con hielo o incluso metiendo las sábanas (dentro de una bolsa) en el congelador. El efecto frío durará unos 20 minutos, que es el tiempo que necesitarás para dormirte.

    Déjanos tus comentarios

  • Artículos Relacionados

    31
    Jul

    Consejos para desconectar durante las vacaciones

    A muchas personas les resulta muy difícil olvidarse del trabajo para disfrutar de lleno de las vacaciones. Se trata de personas con tendencia a...

    30
    Jul

    Cómo puedo prevenir o mejorar mi jet lag

    El jet lag se produce cuando viajamos a zonas con husos horarios diferentes. Puede pasar en viajes muy largos donde el país de origen...

PRODUCTOS DESTACADOS